POMADAS

Una pomada es una mezcla de agua con grasas o aceites, que se absorbe a través de la piel. Su elaboración es fácil si se utiliza un ungüento emulsionante (disponible en la mayoría de farmacias), el cual consiste en una mezcla de aceites y ceras que se emulsionan con agua o tinturas. Las pomadas preparadas en casa se conservarán varios meses, pero la duración será mayor si se almacenan en una alacena fresca o en el frigorífico, o si se añaden unas cuantas gotas de tintura de benjuí como conservante. Las pomadas elaboradas con grasas y aceites orgánicos se deterioran más rápidamente. El método que aquí se detalla es adecuado para la mayoría de las plantas.

 

Equipo

Bol de vidrio o cazo, espátula o cuchara de madera, bolsa de muselina (o bolsa de gelatina) y prensa de vino, bol, paleta pequeña, botes pequeños de vidrio oscuro, herméticos y esterilizados.

 

Partes utilizadas

Todas (frescas o secas).

 

Cantidades estándar

Utilice 50 g de ungüento emulsionante, 70 ml de glicerol, 80 ml de agua y 30 g de planta seca o 75 g de planta fresca.

 

Aplicación estándar

Frote un poco sobre la zona afectada 2-3 veces al día.

 

Almacenamiento

Almacene en botes de vidrio oscuro, herméticos y esterilizados, en un lugar fresco durante 3 meses.

 

Proceso de elaboración

1. Funda el ungüento emulsionante en un bol al baño María. Añada el glicerol y el agua y remueva bien. Cuando se añada el líquido, la mixtura solidificará un poco, de forma que debe mantener el bol al baño María; remueva y vuelva a fundir la mezcla

2. Añada la planta y remueva bien. Deje cocer a fuego lento durante 3 horas, cuidando que el cazo no se quede sin agua.

3. Utilice una prensa de vino o una bolsa de gelatina fijada a una jarra para colar la mixtura caliente en el bol tan rápidamente como pueda. Remueva la pomada colada y fundida constantemente hasta que se enfríe, para evitar que se desligue. Si empieza a desligarse, póngala de nuevo al baño María y recaliente añadiendo 10-20 g de ungüento emulsionante.

4. Cuando la pomada haya cuajado, llene los botes con una paleta. Ponga primero un poco de pomada alrededor de las paredes del bote y después llene el centro para evitar la formación de burbujas de aire.

 

POMADAS Y UNGÜENTOS DE ACEITES OBTENIDOS POR INFUSIÓN

Las pomadas y los ungüentos pueden prepararse con aceites obtenidos por infusión, caliente o fría, en lugar de las plantas secas. (Para la obtención de los aceites por infusión, véase Aceites obtenidos por infusión caliente y Aceites obtenidos por infusión fría) En el caso de la pomada, disuelva 25 g de cera de abeja con 25 g de lanolina anhidrosa; añada 100 ml del aceite obtenido por infusión y 50 ml de tintura de plantas medicinales. Cuele, agite y, cuando la pomada haya cuajado, reparta en botes para su almacenamiento utilizando una paleta. Para preparar el ungüento, disuelva 25 g de cera de abeja con 25 g de lanolina anhidrosa, y añada 100 ml de aceite obtenido por infusión.

 

 

Menú de este tema

Home