La Página de la Vida / www.proyectopv.org Página Principal

   Recibe tu Boletín            Vídeos             Libros, presentaciones, posts...

 
   
 
 
 
 
Búsqueda personalizada
 
 

 

LAUREL (Laurus nobilis)

El laurel está emparentado con árboles tan diversos como el canelo (árbol del que se extrae la canela), el alcanforero (productor de alcanfor) o el aguacate.

 

CARACTERÍSTICAS

Las hojas y las bayas del laurel se utilizan a lo largo y ancho del planeta por sus propiedades curativas digestivas y culinarias.

Es un árbol de dos pies: mientras el pie macho da flores masculinas, el pie hembra origina las femeninas y los frutos. Las hojas, fuertes, duras, de color verde intenso en la cara superior y más claro en la inferior, están presentes todo el año; son ovales, con el extremo puntiagudo, muy aromáticas. Las flores aparecen en primavera, son pequeñitas, blancas, reunidas en varios grupos de 4 o 5 que se sitúan en la parte superior de las ramas. El fruto, carnoso, es como una diminuta aceituna. Vive en las regiones templadas, de clima ni muy caluroso ni excesivamente frío, en zonas próximas a la costa, en ambientes húmedos.

 

PRINCIPIOS ACTIVOS

La semilla de los frutos contiene gran cantidad de aceites, hasta un 70 %; pero mayor interés presentan las hojas por sus propiedades medicinales, debidas al cineol, compo-nente principal de la esencia.

 

PROPIEDADES MEDICINALES

Induce la secreción de jugos gástricos, lo que estimula el apetito y favorece la digestión. Otra propiedad del laurel, en nuestros días desdeñada pero antaño muy conocida y aplicada, es su capacidad para facilitar la menstruación. El aceite de las semillas elimina los parásitos externos (de la piel y el cuero cabelludo) y atenúa los dolores abdominales.

 

RECOLECCIÓN

Cualquier tiempo es bueno para recoger las hojas. No hace falta cortarlas de una en una; pueden cogerse ramitas siempre que sirvan de soporte de flores o frutos, pues éstos se perderían. Se dejan secar y se guardan al abrigo de la luz y la humedad, si es posible en un frasco cerrado herméticamente (cada vez que lo abramos nos invadirá un agradable aroma). Los frutos se recogen una vez maduros, durante el verano o a principios de otoño, dependiendo de la fecha de la floración.

 

USOS Y APLICACIONES

Puede tomarse, como tónico aperitivo para estimular el apetito (antes de las comidas) o como estomacal (después de las comidas), una tacita de infusión hecha con 2 o 3 hojas secas. Sin embargo, en todos los rincones del mundo se aprovechan las cualidades del laurel utilizándolo como parte integrante de las comidas. Forma parte del denominado bouquet garni, un ramillete compuesto por laurel, tomillo, orégano y perejil, utilizado para aromatizar los guisos. También rompe la insipidez de un alimento hervido: el pescado, el arroz o los espaguetis hervidos con una o dos hojas de laurel, una cebolla y un chorrito de aceite se hacen mucho más apetecibles. Para provocar la menstruación cuando ésta se retrasa, puede tomarse tres veces al día, tras las comidas, una copita de vino de laurel y enebro, preparado macerando durante nueve días 100 gramos de frutos de laurel y enebro, a partes iguales, en un litro de vino tinto. El aceite de laurel puede extraerse hirviendo los frutos (partidos) y, en caliente, triturándolos para extraer el jugo. Al dejarlo en reposo, el aceite formará una capa sobre el agua: con esta capa grasa puede frotarse el abdomen para calmar los dolores causados por una digestión pesada. Frotando la piel de los animales domésticos, se eliminan sus parásitos. Se recomienda como antiinflamatorio en contusiones o dislocaciones.

 

 

Menú de este tema

Home