La Página de la Vida / www.proyectopv.org Página Principal

   Recibe tu Boletín            Vídeos             Libros, presentaciones, posts...

 
   
 
 
 
 
Búsqueda personalizada
 
 

 

CASTAÑO DE INDIAS (Aesculus hippocastanum)

Es un árbol originario de Grecia y los Balcanes, aunque se cultiva en el oeste de Europa y en amplias zonas de Norteamérica. En el siglo XVI, en la Europa occidental se importaban semillas desde Turquía y, creyendo que el país de origen era la India, recibió el apodo «de Indias». En el sur de Estados Unidos y norte de México se encuentran cinco especies emparentadas, la más conocida de las cuales es Aesculus pavia, con la cual se han obtenido muchos híbridos para su uso en jardinería.

 

CARACTERÍSTICAS

Árbol de grandes dimensiones, con grandes hojas caducas, divididas en cinco o más lóbulos de unos 20 cm, unidos por un extremo al pecíolo que los sustenta como los dedos a la palma de la mano. Los bordes son dentados. Las flores se agrupan en grandes inflorescencias en los extremos de las ramas en forma de penachos. El fruto, similar al de la castaña comestible, está protegido por muchísimas púas; en la madurez, se abre en tres gajos y deja caer la semilla (castaña), generalmente una, aunque de dimensiones considerables.

 

LOCALIZACIÓN

Vive en climas templados, aunque, procedente de Grecia, se ha adaptado al clima suave en los cinco continentes. Se planta en parques y jardines y, por sus dimensiones, en calles o carreteras muy anchas.

 

PRINCIPIOS ACTIVOS

En la corteza se encuentran un glucósido (esculina) y un tanino. Las castañas contienen en su mayor parte fécula, y también saponina y ácidos grasos.

 

PROPIEDADES MEDICINALES

Es muy útil contra las hemorroides, pues además de calmar el prurito, las va reduciendo hasta eliminarlas. También acaba con los sabañones y las varices.

 

RECOLECCIÓN

Las castañas se recogen al final del otoño, cuando ya están bien maduras. En zonas de montaña, pueden madurar más tarde.

 

USOS Y APLICACIONES

Las industrias farmacéutica y cosmética se interesan por la producción de castañas debido a su contenido en saponina, de gran interés en la elaboración de emulsiones para acompañar el aceite de hígado de bacalao, o como suavizante de la piel, para preparar cremas y jabones. El aceite que se extrae de las castañas puede utilizarse para la alimentación. Como remedio casero, puede prepararse una decocción (50 gramos de corteza o de castañas en un litro de agua) de la cual se tomará una o dos tazas al día como antihemorroidal o contra los sabañones y las varices. También puede prepararse una tintura con 1/4 de kilo de castañas frescas (trituradas) en un litro de alcohol, dejándolas en maceración durante dos semanas por lo menos. Se toma una cucharada sopera una vez al día.

 

 

Menú de este tema

Home