SABAÑONES

Congelación de primer grado (que suele acabar, después de una hinchazón rubicunda, ulcerándose) de las manos, pies y orejas. Aparecen en invierno, por frío excesivo, sobre todo en niños y adolescentes linfáticos.

Agrimonia (Agrimonia Eupatoria L.). Las sumidades floridas y las hojas. Infusión 10 %, dejar reposar durante 25 minutos. Se emplea para compresas.

Aliso (Alnus Glutinosa Gaertn,). Las hojas. Decocción 15 %, hervir 20 minutos. Se emplea para baño de ma­os y de pies.

Apio (Apium Graveolens L.). La planta aérea. Poner 100 g de apio en 1000 g de agua fría y hervir lentamente du­rante 20 minutos. Con esta mezcla muy caliente bañarse manos y pies, una vez al día.

Azucena o Lirio de San An­tonio (Lilium Candidum L.). El bulbo. Infusión 12 °/o, re­posar 2 horas. Se emplea pa­ra compresas.

Camelina (Camelina Sativa Cranz. ) . Las semillas. Infusión 10 %, reposar 3 horas. Se emplea para compresas.

Cebolla (Allium Cepa L.). El bulbo. Friccionar con el bulbo escachado: el dolor desa­parece en seguida y desapare­cen también los sabañones en pocos días.

Cimbalaria o Picardía (Linaria Cymbalaria Mili.). La planta entera fresca. Infusión 10 %, dejar reposar durante 35 minutos. Se emplea para compresas.

Limonero (Citrus Limonum Risso.). El fruto. Restregar la parte afectada con jugo de limón.

Maravilla o Caléndula (Calendula Officinalis L.). Las flores. Decocción 10 %, hervir 12 minutos. Se emplea para compresas locales y para ba­ños de manos y pies.

Nogal (Juglans Regia L.). Las hojas. Decocción 8 %, hervir 15 minutos. Se emplea para bañar las manos y ios pies y para compresas locales.

Plátano (Platanus Orientalis L.). Las hojas. Decocción 10 %, hervir 10 minutos. Se emplea para bañar manos y pies y para compresas.

Roqueta u   Oruga  marítima (Cakile Maritima Scop.). La planta entera fresca. Restregar la parte doliente con el jugo fresco. Decocción 5 %, hervir 6 minutos. Se emplea para bañar manos y pies.
 

 

 

Menú de este tema

Home