La Página de la Vida / www.proyectopv.org Página Principal

   Recibe tu Boletín            Vídeos             Libros, presentaciones, posts...

 
   
 
 
 
 
Búsqueda personalizada
 
 

 

ECCEMA. REMEDIOS NATURALES CON PLANTAS MEDICINALES

La piel constituye una notable barrera defensiva frente al mundo exterior. Hospeda a una floreciente comunidad bacteriana que sirve de protección contra los microorganismos extraños y contiene millones de terminaciones nerviosas sensitivas. Su eficacia es un buen indicador del estado general de salud y bienestar, por lo cual los remedios de plantas medicinales para afecciones cutáneas generalmente se administran internamente para restaurar el equilibrio de salud en nuestro organismo.
 

La inflamación irritativa de la piel puede ser debida a una intolerancia alimentaria o al contacto con determinados productos químicos, y con frecuencia empeora en situaciones de estrés. Los remedios calmantes pueden ayudar a reducir las crisis, a la vez que las plantas depurativas contribuyen a eliminar las toxinas del sistema.

 

INFUSIÓN DE PENSAMIENTO SILVESTRE Y TRÉBOL ROJO

El pensamiento silvestre es un buen depurativo y antiinflamatorio, que también ejerce una suave acción de estimulante circulatorio. El trébol rojo a su vez ayuda a eliminar toxinas del sistema y posee una acción diurética.

 

INGREDIENTES

20 g de pensamiento silvestre seco (Viola tricolor)

20 g de flores secas de trébol rojo (Trifolium pratense)

20 g de ortiga mayor seca (Urtica dioica)

20 g de bardana seca (Arctium lappa)

10 g de casquete de perro rabioso seco (Scutellaria lateriflora)

10 g de fumaria seca (Fumaria officinalis)

500 mi de agua

 

CÓMO PREPARAR LA INFUSIÓN

1. Mezcle las plantas y guárdelas en un bote hermético. Ponga 25 g de mixtura en una tetera.

2. Vierta 500 ml de agua recién hervida sobre la mezcla. Deje reposar durante 10 minutos y cuele. Tape y guarde en un lugar fresco.

 

TRATAMIENTOS ADICIONALES

• Utilice pomada de caléndula o de manzanilla externamente para secar el eccema. Pruebe la pomada de álsine para reducir el picor.

• Para los eccemas húmedos elabore una infusión estándar de pensamiento silvestre y pétalos de caléndula. Cuele, deje enfriar y empape una compresa en esta mezcla. Aplique sobre la zona afectada.

• El aceite de onagra puede ayudar en algunos tipos de eccema: tome diariamente 2 cápsulas de 1 g. Asegúrese de que el aporte de vitamina A, B, C y E en la dieta es el adecuado, al igual que el de magnesio, zinc y calcio. Si es necesario, tome un suplemento.

• Alivie el picor con una loción elaborada con 35 ml de jugo de borraja, hamamelis destilada y agua de rosa. Aplique frecuentemente con un algodón.

 

(*) Para la elaboración de los remedios (infusiones, tinturas, jarabes, etc.) visita Preparación de remedios

 

 

Menú de este tema

Home