La Página de la Vida / www.proyectopv.org Página Principal

   Recibe tu Boletín            Vídeos             Libros, presentaciones, posts...

 
   
 
 
 
 
Búsqueda personalizada
 
 

 

CÓMO PREPARAR REMEDIOS NATURALES

 

Aceites obtenidos por infusión caliente

Aceites obtenidos por infusión fría

Aceites para masaje

Baños oculares

Baños y enjuagues

Cápsulas

Cataplasmas

Compresas

Decocciones

Emulsiones

Enjuagues bucales

Gargarismos

Infusiones

Inhalaciones de vapor

Jarabes

Lociones

Maceraciones

Pesarios

Pomadas

Supositorios

Tinturas

Vinos tónicos

Ungüentos

Equipo

• Utilice utensilios de hierro fundido, esmaltados, de vidrio, de cerámica o de acero inoxidable. Use espátulas y paletas de madera o de acero, y tamices y coladores de té de plástico o de nailon. No utilice cazos de aluminio, dado que muchos alimentos y plantas absorben este elemento, el cual es potencialmente tóxico. No almacene las preparaciones de plantas en envases de plástico durante largo tiempo, ya que éste tiende a absorber los reactivos químicos de muchas plantas.

• Todo el material ha de mantenerse limpio, y los envases de almacenamiento deben ser esterilizados antes de su uso. Si se preparan remedios regularmente, disponga de un equipo de utensilios aparte para evitar la contaminación por bacterias alimentarias. En caso contrario, lave cada uno de los utensilios en agua muy caliente y seque todos los cazos y espátulas en un horno caliente antes de usarlos. Además, disponga de una tetera exclusiva para la preparación de infusiones de plantas medicinales.

• Etiquete con claridad los ingredientes y remedios.

 

Equipo de esterilización

Muchos remedios de plantas medicinales enmohecerán rápidamente si no se utilizan envases esterilizados para su almacenamiento. Raramente tendremos problemas con las tinturas, ya que su alto contenido en alcohol asegura la eliminación de las bacterias, pero las pomadas y los jarabes pueden deteriorarse rápidamente.

Los preparados esterilizantes que se venden para la preparación casera de vinos o para los biberones (habitualmente basados en el metabisulfito de sodio o en el hipoclorito de sodio) son ideales. Antes de su uso, introduzca los envases de almacenamiento y sus tapas en una mezcla diluida, durante 30 minutos como mínimo (o como indique el envase del preparado esterilizante). Enjuague con agua recién hervida y seque en un horno caliente.

De forma alternativa, lave los envases de vidrio a conciencia en agua recién hervida y colóquelos en un horno caliente (como mínimo 160 °C) durante una hora. Manipúlelos con cuidado al sacarlos y utilícelos una vez fríos. (Este procedimiento no es adecuado para los envases de plástico.)

 

Pesar y medir

Para pesar las plantas medicinales se dispone habitualmente de una balanza de cocina. Las electrónicas son las de uso más sencillo, generalmente con una precisión de 0,1 g. Si con su balanza tiene dificultad para pesar cantidades inferiores a 10 g, doble las cantidades que se dan en la receta de las plantas secas y divida la mixtura por la mitad. Reserve la otra mitad para la próxima utilización.


Los medidores de líquidos (probetas graduadas) son fáciles de utilizar. Si le resulta difícil medir cantidades muy pequeñas de líquido, intente utilizar un cuentagotas. Veinte gotas de un cuentagotas corresponden aproximadamente a 1 ml.

 

1 ml= 20 gotas

5 ml= 1 cucharadita (de café)

10 ml = 1 cucharadita colmada (de café)

20 ml= 1 cucharada (sopera)

60-75 ml= una copa (de jerez) colmada

150 ml= 1 taza de café o 1 copa de vino


Precauciones

Véase Remedios para los trastornos y enfermedades: advertencias y precauciones para informarse sobre las advertencias que deben tenerse en cuenta en general y, en especial, durante el embarazo.

 

Menú de este tema

Home